Agustinos Recoletos
NOTICIAS Venezuela

¿Cómo se vive la pandemia en Venezuela?

Dos religiosos agustinos recoletos también se contagiaron del COVID – 19

Fray Alfredo Sánchez |Venezuela | La pandemia que también afecta a Venezuela; en estos meses, logró estremecer las estructuras aparentemente sólidas que configuran el mundo.

Países desarrollados con economías y estructuras sanitarias sólidas, descubrieron lo vulnerables que pueden ser ante un enemigo invisible, y, aparentemente, astuto.

Las crisis se han desatado en los sistemas sanitarios y economías; lo más afectado ha sido la vida social, porque no estábamos acostumbrados al distanciamiento y mucho menos al confinamiento. Medidas que no solo han afectados a los países desarrollados, sino también a los llamados en vías de desarrollo.

En países como el nuestro, menos desarrollados y en el que las crisis existían antes de la pandemia, se ha producido una «mega crisis», que ha agudizado las pequeñas crisis ya existentes y mal gestionadas, que ya creaban zozobra, desde hace bastantes años atrás, como es el caso de Venezuela.

Ya estábamos en crisis

Desde hace años en nuestro país, los servicios básicos se han venido deteriorando, progresivamente. El sistema sanitario, los servicios de agua, alimentación, medicamentos, luz, gas natural, transporte público, no garantizan el bienestar de la población.

A esta realidad ya dura, se ha unido inesperadamente, la pandemia. Ha sido como otra cruz más puesta para nuestro pueblo. Lo que ya estaba siendo difícil de afrontar, se va tornando insoportable. Todo pareciera que está llegando al límite. No hay luz, agua, gas y transporte público. Lo que sí hay es comida y medicamentos, pero a unos precios que nadie puede pagar.

Durante la pandemia, también asistimos a la génesis de otra crisis: los escases de gasolina. Esto está provocando muchos problemas; es el caso de la desnutrición, en la población más vulnerable. Y debido a ello, casi todos, estamos siendo presa fácil de la COVID – 19.

Religiosos contagiados

Es casi que imposible cumplir el confinamiento cuando tienes que salir a buscar alimentos para poder llevar algo de comer a la casa. ¿Cómo guardar distanciamiento social, si no hay transporte público y muchas personas se tienen que subir en la parte de atrás de un camión, para poder llegar a sus sitios de trabajo’? Esta realidad la viven todos los venezolanos, todos los días.

También la vemos de cerca en la vida de muchos de los feligreses de nuestros ministerios y también en los mismos religiosos. Es el caso de la comunidad de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, fray José Antonio Díaz, superior de la comunidad, quien contrajo el virus, precisamente, después de estar 10 días haciendo cola, día y noche, para surtir gasolina a la camioneta. A pesar de ello, nunca llegó al surtidor.

Después de desistir y regresar a casa, empezó a tener síntomas; estos se fueron agravando con el paso de los días. Gracias al socorro rápido de un médico, amigo de la comunidad logró superar la enfermedad. Gracias a Dios, no necesitó hospitalización. José Antonio también atribuye su curación a la acción milagrosa del pronto beato Dr. José Gregorio Hernández.

El otro miembro de la comunidad, fray Miguel Núñez, también presentó algunos síntomas y recibió el mismo tratamiento. Los dos ya están completamente recuperados.

La experiencia que vivieron nuestros hermanos, es la que están viviendo muchos venezolanos. Algunos se tratan con remedios naturales en sus casas, porque no tienen recursos para comprar medicamentos ni para ir a una clínica privada; además, nadie se arriesga ir a los hospitales públicos, por miedo a no salir vivos de ellos.

Esta es una realidad muy dura, para algunos es como una película de terror, que esperemos acabe pronto y sea con un final feliz.

Nuestros hermanos hoy están recuperados y dan un bonito testimonio de la acción providente de Dios en esos momentos de adversidad. Esperamos que el Señor conceda a todos los enfermos de la COVID – 19, la salud y poder experimentar esa cercanía providente de Dios, por medio del personal sanitario y de quienes les ayudan a superar esta pesadilla.

Noticias Relacionadas

Já é Círio no rio Pacajá!

Sergio Sambl

Visita de renovación a la Comunidad de Salamanca

Vanesa Pagiola

Fray Antonio Carrón capacitó al personal de los colegios agustino recoletos de Lima

Nicolás Vigo

Um gesto solidário com Venezuela desde nosso Seminario de Franca

Sergio Sambl

Fray Laércio se suma a la lucha contra la COVID – 19 en el Hospital de Campaña de Breves

Nicolás Vigo

Profissão de Votos Simples – Profesión de Votos Simples

Sergio Sambl

Deja un comentario